¡Bienvenid@!

Nos encontramos en el año 745 de la Era de la Batida, en el continente de Grezalia, tierra de guerreros honorables, donde el hombre se conecta con la naturaleza al punto de poder controlarla a su antojo. El mal finalmente ha conseguido alzarse en Grezalia, Gellert el Patriarca ha caído prisionero bajo la espada de su propio hermano, Lucian, el nuevo Patriarca. Extrañamente el pueblo de Grezalia ha decidido aceptarlo como su soberano, especialmente luego de que éste anunciara la pronta celebración de la Batida y prometiera una sorpresa en la misma. ¿Logrará Lucian desafiar a Zeus e imponer que todo adepto de Grezalia aprenda a manejar los cinco poderes y así romper con el balance creado por la naturaleza o el bien volverá a gobernar y el orden permanecerá intacto? Es una pregunta que todo Grezialita se hace actualmente, sin embargo hay una interrogante aún más preocupante que ésta: La isla ya no es lo que era, no se puede ser neutral bajo estas circunstancias, así que todos deben elegir un bando... ¿Tienes claro cuál es el tuyo? ¿Serás un adepto fiel al nuevo patriarca o lucharás para que el hombre nombrado por Zeus vuelva a gobernar? El futuro de Grezalia está en tus manos, sólo debes decidir cuál es el futuro que deseas vivir. ¡Bienvenidos a Grezalia, tierra de guerreros honorables!



¡Conectate!

Si no tienes cuenta ¡no dudes en registrarte!
Conectarse

Recuperar mi contraseña









Enlaces Rápidos




Grezalia

Pasa el ratón por encima para desplazar la información.


Administración



GELLERT
MP -PERFIL
LUCIAN
MP -PERFIL


Moderación


TAMMUZ
MP -PERFIL
KORE
MP -PERFIL
NOVA
MP - PERFIL




Awards




El indomable
Mejor personaje masculino


La Voraz
Mejor personaje femenino


Natasha & Torek
Mejor pareja


Adhara, Helios & Emrys
Mejor Trío

Últimos temas
» World´s Inuyasha RPG [Élite]
Sáb Jul 06, 2013 11:15 pm por Invitado

» Vampiro Edad Victoriana {Elite}
Lun Mayo 27, 2013 4:58 pm por Invitado

» Fábulas de Vossed [Élite]
Lun Dic 31, 2012 1:40 am por Invitado

» Lacrim Tenebris. Foro rol steampunk. +18 [Élite]
Vie Dic 28, 2012 5:15 pm por Invitado

» Ya no me acuerdo, si tus ojos eran marrones o negros, como la noche o como el día que dejamos de vernos -
Vie Dic 28, 2012 10:11 am por Rhea de Galia

» Desires.-
Mar Nov 20, 2012 5:39 pm por Arwen de Hydronia

» The Scars will remain {#} | Normal.
Lun Nov 19, 2012 7:35 pm por The Medieval World

» Se mi dios - Tammuz -
Lun Nov 12, 2012 11:05 pm por Tammuz el Invicto

» Mujeres, ¡bah!
Miér Nov 07, 2012 1:10 pm por Thot el Bastardo

¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado

Ninguno

[ Ver toda la lista ]


La mayor cantidad de usuarios en línea fue 31 el Sáb Jul 28, 2012 12:01 pm.









Créditos

Skin diseñado por Skaôi de SourceCode. Agradecemos a las fuentes que nos fueron de ayuda para la organización de la página y las imagenes: We heart it, Google, Tumblr, DeviantART © Copyright 2011 - 2012 Make It Count – The Medieval World Todos los derechos reservados. Agradecimientos especiales al Host del foro. Foroactivo
Licencia Creative Commons

La curiosidad mata gatos, no galianas.

Ir abajo

La curiosidad mata gatos, no galianas.

Mensaje por Kore la Bella el Lun Jul 23, 2012 10:07 pm

- J ó z e f -


¡Los humanos estaban aquí! ¡Habían llegado ya! Adhara le había dado los por menores del asunto de la llegada de los humanos, los elegidos por los Dioses, sus colaboradores en la salvación de Grezalia. Kore nunca había visto un humano antes y le llamaban mucho la atención, su niña curiosidad no cabía ya dentro de su grácil cuerpo y ella necesitaba ir a satisfacerla de alguna manera. Como quien no quiere la cosa Kore había llevado su charla con Adhara para que ella sin darse cuenta le diera los detalles que quería, por eso ahora andaba merodeando los pasillos de la parte más alta de la torre sur, quería verlos en acción en su hábitat natural. La morena se movía de un lado al otro, cuidando de no ser vista por alguna de las grezalianas que atendían a los humanos por miedo de que estas la corrieran de allí o peor aún, la acusaran con Gellert y eso sí que iba a ser un sermón. Kore caminó otro poco más por el pasillo, al acecho ¿dónde se habían metido todos los humanos? con desilusión soltó el aire de sus pulmones mientras comenzaba a caminar hacia donde pudiera bajar al patio de entrenamiento cuando chocó de frente con alguien más.

- Lo siento, no veía mirando..- dijo sobándose un poco la frente mientras tenía los ojos apretados, al abrirlos Kore soltó un chillido de júbilo, ¡un humano!- ¡Tu!- exclamó con una risa fresca en la voz y una sonrisa que la hacía lucir demasiado bella en los tentadores labios- ¡Eres un humano, de verdad!- Kore le dio la vuelta al muchacho mirándolo de arriba abajo como si lo estuviera examinando o midiendo. ¡Era de verdad, de carne y hueso! Kore, quien no podía más de alegría le dio una palmadita en el hombro antes de decir- Siempre quise ver un humano, bueno, desde que nos dijeron que vendrían, antes no sabía que existían, se visten un poco raro pero no estás del todo mal..- hacía falta un milagro para que la contenta morena se callase la boca de una vez.

Kore se apartó un momento del humano, quizá lo había espantado con toda su cháchara incesante. Sonrió de medio lado suavemente, intentando disculparse con él de alguna manera. Ella no solía ser así, mucho menos con la gente que no conocía pero el haber encontrado al humano realmente le había alegrado ya que algo desde que había peleado tan feo salía como pretendía. Lo cierto es que Kore estaba muy triste desde que ambos habían peleado y todo lo que quería hacer salía para el otro lado, mismo en un entrenamiento Rhea había llegado a herirla en la pierna derecha a la altura del muslo porque ella se había distraído de su objetivo al creer haber visto a Athos cuando solo era otro galiano cualquiera. La presencia del humano, había conseguido borrar un poco de esa amargura que traía ella.
avatar
Kore la Bella


Mensajes : 379
Fecha de inscripción : 07/07/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La curiosidad mata gatos, no galianas.

Mensaje por Józef Maslow el Lun Jul 23, 2012 10:54 pm

Tercer día. El dolor en la espalda era la evidencia clara de que aún no se acostumbraba a su camastro. Le faltaban el algodón y los resortes ligeros para ser perfecto. Esa molestia le hacía sentir como un anciano, y sobre aquello meditaba, con la mano en la espalda baja, el ceño fruncido y los labios iguales. Al menos tenía una satisfacción, que era la de los baños, que nadie le prohibía, y que relajaban su cuerpo. También pudo limpiar su ropa, que era, honestamente, más cómoda que aquella que usaban todos, demasiado pomposa, al menos para los varones, porque a las mujeres las veía hermosas en esos atavíos, que tanto seducían como ocultaban.

Ouh… –De la nada y de frente, se topó con un cuerpo delicado, que cayó incluso frente al suyo, que no era el más fornido de todos los hombres, al menos no el más potente y grande. ¡Si había visto gorilas manejando su mismo elemento! Agradeció al destino –que quizás era lo único en lo que deseaba creer–, entonces, ser incapaz de lastimarla con un encuentro como ese.

No, yo lo si- –A medio camino quedaron sus palabras, apenas alzando la vista a sus ojos cuando el espectáculo –uno al que estaba detestablemente acostumbrado ya– iniciaba. Se sentía como un mono que no sabe bailar en medio de un público de niños de cinco años diagnósticados con déficit atencionales. Suspiró, y la dejó hacer lo que deseara.

¡Cómo no! ¡Si iba a ser un humano de mentira! Definitivamente esa mirada fue más allá de lo que le habían manifestado antes. Hacía mucho tiempo que no le analizaban así con los ojos, y con sinceridad debía decir que era incómodo, y entendía que su ser estaba espantado por tanto alboroto.

¿No del todo mal? –No llegó a tomárselo personal, ya que jamás se consideró el hombre del año, y su mente estaba fatigada de las penas de su pérdida. Negando, la observó con igual descaro. Lo mínimo que podía hacer, de ideas equitativas, correspondientes. Si ella podía analizarlo, él también a ella.

Mirando sus ojos, algo más alto que ella, se metió las manos a los bolsillos. Tal vez llegaría a notarlo la muchacha, ese modo en que la mirada de Józef reflejaba a otros, las sensaciones ajenas. No era una habilidad para presumir, simplemente sucedía, como hijo de un nuevo siglo, uno superior a aquel en el que nació.

¿Sólo has venido a buscar a un humano? –Preguntó, como si no lo viese obvio, retomando su camino, seguro de que ella le seguiría.

Esa efusividad fue grata, en realidad, hacía falta algo más que un análisis experto sobre ellos, Los Elegidos, y sentía que acababan de darle, para su fortuna, tan dichoso examen. Por unos momentos se libró de la imagen final de su hija, para dejarse repletar por una nueva pregunta: ¿Quién era esa magnífica chiquilla?
avatar
Józef Maslow


Mensajes : 257
Fecha de inscripción : 20/07/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La curiosidad mata gatos, no galianas.

Mensaje por Kore la Bella el Lun Jul 23, 2012 11:16 pm

La primera vez que el humano miró a Kore ésta pudo sentir como algo le pinchaba la piel suavemente, se sentía como un millar de agujas invisibles clavándose en su piel: la pena. El hombre estaba triste. Kore no tenía idea de por qué suponía eso pero se sacudió la idea de la mente cuando el humano comenzó a marcharse, no podía irse ahora ¡ella lo había buscado mucho! Kore caminó tras él mientras escuchaba su pregunta ¿esa era la forma de entablar conversación entre ellos, caminando unos tras otros? Kore encontraba eso fatigoso, más bien. Kore rió suavemente, como si no fuera obvio que ella estaba allí cumpliendo una misión personal, quería ver un humano y quitarse muchas dudas que le habían surgido luego de una charla con Rhea.

- ¡Claro! A qué más si no si esta es el ala que le ha designado el Patriarca a todos ustedes para su comodidad..- dijo ella mientras caminaban todavía por donde el pasillo, ahora Kore no venía por donde iban sino que iba inspeccionando al humano todavía pero sin hacerlo tan notorio como recién.- ¿Es verdad que cayeron del cielo? Rhea dijo que eso escucho pero lo encuentro poco práctico pues asumo que se hubieran partido en la caída ya que no te veo las alas, ¿tienen alas?- preguntó, preguntó y preguntó Kore mientras ambos caminaban, Kore era una chiquilla curiosa y demasiado activa.

Y le convenía ser así puesto que si no la pena se la iba a comer cruda y eso no se lo podía permitir ya que ella ya se había dicho que sería la primera gran campeona de la Batida, ella sería la primer mujer en participar y salir victoriosa en uno de los campeonatos. No podía dejarse morir antes, ni por Athos ni por nadie, ella tenía que seguir adelante con el corazón roto sin importar nada más ahora. Siguiendo con su retahíla de preguntas Kore le preguntó si tenían cola y cuernos los humanos los cuales salían cuando se enojaban porque eso lo había escuchado en el mercado y también le parecía poco práctico y hasta un poco gracioso en realidad.
avatar
Kore la Bella


Mensajes : 379
Fecha de inscripción : 07/07/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La curiosidad mata gatos, no galianas.

Mensaje por Józef Maslow el Lun Jul 23, 2012 11:39 pm

Edith. Pateó de nuevo la imagen de su hija, su mente, porque la muchacha preguntaba tantas tonterías como la otra. Porqué esto y esto no, o qué es y de dónde viene, ¿Tiene o no tiene? En Walt Disney World, en el crucero, en su propio hogar, su niña nunca se cansaba de aprender, y en algo le recordaba esa cualidad a él mismo. Y por esa razón, mirándola con serenidad, respondió paciente, práctico y preciso.

No sé si hemos caído del cielo, o si tuvimos alas mientras, la verdad, sólo recuerdo, de este lugar, haber abierto los ojos sobre un montón de pasto –No era su intención decepcionarla; a veces las personas se dejaban llevar por sus sueños, y cuando estos se veían nublados, sentían un peso cruel. Esperaba que no hubiese tenido mucha fe en el aspecto de los humanos.

En el mercado siempre hablan muchas tonterías, ¿No?-Preguntó, después de haber negado todo sobre colas, cuernos, patas y terceros ojos.– Esto que ves es todo, los humanos somos iguales a los grezalitas –Al menos en el físico y la anatomía, porque en idiosincrasia, poco tenían en común. Y que él supiera, nadie allí sufría ninguna de las mutaciones que ella interrogó con tanto afán.

No puedo evitar pensar que hay que te tiene deprimida –Admitió, deteniéndose, para volver a ver sus ojos.

¿De dónde sacaba esas ideas? Se maldijo, no debería haberlo dicho, pero no podía retractarse, no era digno de nadie correr sobre palabras dichas para ver si quedaban atrofiadas de tanto pisotearlas. No, en realidad lo sentía, que entre los dos, no era el único con un pesar, más grande o más pequeño, daba igual. Casi podía palparlo, como un vidente a las experiencias de sus muertos, debió frotarse una brazo para no dejarse guiar hacia su propio dolor por el de ella.
avatar
Józef Maslow


Mensajes : 257
Fecha de inscripción : 20/07/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La curiosidad mata gatos, no galianas.

Mensaje por Kore la Bella el Mar Jul 24, 2012 12:30 am

¿No había nada de todo lo que había oído? ¿Entonces que tenían de maravillosos los humanos? Kore hizo una pequeña mueca pensativa mientras volvía a encarrilar sus preguntas hacia el humano hasta que éste la miró a los ojos y le hizo una pregunta a ella, que, si no hubiera estado bien asentada sobre sus pies la hubiera hecho temblar. ¿Tan evidente era su infelicidad? Kore bajó la mirada a donde sus pies como si de repente fueran la cosa más interesante que pudiera existir en el mundo. No sabía que contestar acerca de eso, era como si un gato le hubiera comido la lengua realmente, la castaña elevó apenas su mirada chocolate algo abrillantada por las pocas lágrimas que no se animaba a soltar, menos delante del humanito que acababa de conocer. Ella siempre había sido dura y fuerte y no iba a flaquear ahora.

- Vaya, son demasiado como nosotros..- dijo con la voz mucho más apagada ahora, ya casi no quedaba esa vicharachera y entusiasta candidez en Kore. La castaña suspiró, pasándose un mechón de cabello por detrás de la oreja, limpiándose la mirada de nuevo pero sin atreverse a mirar al hombre aquel de nuevo- Se han jodido las cosas con una persona que amo, en realidad es el único hombre que he amado jamás y ahora me evita y no sé que hacer porque se me está acabando la paciencia y los nervios. Creo que estallaré si me sigue evitando..- comentó con algo más de energía ahora, ella no tenía confianza alguna con el humano pero tampoco iba a negar lo obvio y quizá el descargarse un poco la ayudase ya que sus amigas andaban bastante ocupadas últimamente y ella no quería molestarlas con sus asuntos.

Los últimos días Kore había rebotado por toda Galia y hasta por Iluminia intentando mantenerse ocupada, había dormido poco y ejercitado el doble. Esos días no estaba durmiendo en el Olimpo sino que se quedaba en casa de Marduk estuviera él o no, él ya le había dado permiso de quedarse en la casa incluso si él no estaba, más desde que sabía lo en ruinas que la castaña se encontraba desde que todo con Athos se volviera mierda.
avatar
Kore la Bella


Mensajes : 379
Fecha de inscripción : 07/07/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La curiosidad mata gatos, no galianas.

Mensaje por Józef Maslow el Mar Jul 24, 2012 7:39 pm

No le extrañó sentirla descolocada, si él mismo lo estaba. Tanta conmutación de emociones a su alrededor le hacían sensible a todo. Con eso se respondió la duda de porqué supo tan fácilmente de la tristeza de la joven. Un hombre que de por sí sentía lo suyo y lo ajeno, en Grezalia, resultaba mil veces más hábil tratándose de ese ámbito. Jamás divino, pero sí fuerte. Un imán de ideas que no le pertenecían, y que igualmente, de alguna forma, siempre se quedaban con él, como si formaran parte de sus propios recuerdos.

Iguales –Recalcó la aseveración de ella, susurrando, más como un pensamiento para sí, que le hacía dudar todavía más; ¿No era Grezalia una muy buena farsa? Tanto trabajo para engañar a un grupo de personas comunes y corrientes. Resopló. Algún día tenía que parar con tanto miedo, dejar de sentir tal inseguridad. Frente a lo que veía, frente a lo que oía, nada le parecía cierto, y si no fuese por la tristeza que se amontonaba en el aire, no se creería ni las cosas que él mismo profería en sus reflexiones.

Finalmente, ella comenzó a dejar ir las palabras, Józef, que recién llevaba unos diez minutos a su lado, se convirtió en el confidente, en esa amiga –Gracioso pero cierto– que siempre ha de tener un consejo, aunque este en sí degrade a otro, que en realidad no es tan malo como queda. Bufó, con fuerza, negando, porque los problemas del corazón, en teoría, siempre le parecieron los más simples de solucionar. Es que sólo se trataban de exageraciones, esas a las que llevaban los sentimientos intensos, de modo que hasta lo más básico es un castigo. No la culpaba –ni aunque pudiese–, era una mujer muy joven, y atribuía a eso tanta explosión emocional.

¿Sabes qué haría yo? –Aunque impropio de su personalidad, ponerse en el lugar de otra persona aumentaba sutilmente las posibilidades de éxito al dar consejos. Estos últimos no eran su especialidad, al menos desde el punto de vista expresivo, ya que él no era tal cosa, mas no por eso eran malos. – Aunque no le conozca, sé que, para la mayoría, el mejor modo de tratar a un hombre testarudo es con firmeza –La miró de reojo, casi con pena de hablar así.– No hay motivo para sentir que perderás mucho cuando alguien es capaz de actuar con indiferencia, porque esta conlleva una cuota de desinterés, y en el amor… es dañino –No eran idea filosóficas, eran hechos comprobados por estudios de relaciones humanas. Por supuesto que no podía decir que en todas se aplicase.

Me llamo Józef –Dijo después de todo, como si eso fuese a llevarse sus recientes palabras.
avatar
Józef Maslow


Mensajes : 257
Fecha de inscripción : 20/07/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La curiosidad mata gatos, no galianas.

Mensaje por Kore la Bella el Mar Jul 24, 2012 11:58 pm

El humano se quedó en silencio un momento pero cuando empezó a hablar Kore se apoyó en la pared y dedicó toda su atención a escuchar lo que iba a decirle. Sus ojos chocolate estaban clavados en él absorbiendo y desmadejando cada frase. Cuando le incumbía Kore era muy atenta, una gran alumna, y este era uno de esos casos. Kore tomó nota mental del asunto de la indiferencia pero estaba segura que no era el caso de Athos, porque sabía que su mirada había ardido cuando se había cruzado con la suya, allí veía traición, él no la ignoraba sino que estaba herido, se sentía traicionado por ella. Una vez que el humano se identificase como Józef Kore se quedó sumida en un pensativo silencio, se notaba que ella estaba meditando cada sílaba pronunciada por él ya que de a ratos fruncía el entrecejo o le temblaba el labio inferior en un puchero.

- ¿Y si yo te dijera que él está dolido conmigo? Quiero decir, tuve un acercamiento importante con quien él llama su enemigo pero ese no es mi asunto, él se ha acostado con cuanta mujer ha podido y yo ni siquiera he dormido con ese muchacho..- empezó a explicar Kore, intentando dar contexto a lo que le pasaba- Quiero decir, un pequeño acercamiento de mi parte es el peor pecado y él, que conoce el tesoro de muchas es el Campeón de la Batida, ¿me explico?- quiso saber Kore quien había recuperado su inicial temperamento charlatán y vivaz mientras la conversación fluía- Ah, yo soy Kore de Galia..- dijo ella tendiéndole su mano derecha al hombre.

Quizá ahora el tal Józef, quien había demostrado ser una persona más que pensante le podía dar otra óptica del problema que la estaba aquejando. Ahora que él sabía la mayor parte de todo podía darle otra sentencia, porque Kore necesitaba que alguien totalmente imparcial le dijera si ella era realmente tan mala como Athos la había hecho sentir o no si solo había sido una exageración suya. Ella se quedó de nuevo callada aunque se notaba su expectación de que el humano dijera algo al respecto.
avatar
Kore la Bella


Mensajes : 379
Fecha de inscripción : 07/07/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La curiosidad mata gatos, no galianas.

Mensaje por Józef Maslow el Jue Jul 26, 2012 12:06 am

Se acarició la sien con paciencia, sin apresurar las palabras de ella cuando lucía analítica de lo que él mismo había dicho, dando por sentado lo que era la situación más normal en la relación entre jóvenes, llegando incluso a sorprenderse cuando ella admitió ser la causante de ese dañor, de esa discusión. Se sintió tonto, ¿Cómo no pudo diferenciarlo? Si cuando la tristeza pesa, es por la culpa, y él apenas podía contener en sus hombros las penas de ellas. En caso contrario, su dolor habría sido como una pluma, incluso, hermoso. Bufó, tal vez se golpeó muy fuerte al caer del cielo, al abandonar el crucero, y a su querida hija. Ese sufrimiento si que era fulminante.

Nuevamente meditó antes de decir nada, suspirando, respirando profundo, y repitiendo el procedimiento, por culpa del maldito dolor de espalda.

Kore –Retomó, con una confianza añadida al tener en mente el nombre de la preciosa dama.– Tal vez está decepcionado porque no te veía de esa manera –Pensó en Tenorio, en su historia, que al final, podía resultar fácil de analizar, pero profunda por sobre todo.– En nuestras vidas –Usó, sin pensarlo, el mismo tono educativo que tenía con su hija, cuando ésta le preguntaba cosas que requerían un poco más de tiempo para ser explicadas.– Usualmente aspiramos a tener algo mejor a lo que nosotros mismos somos, algunos para redimirse, otros porque quieren hallar una solución para sus malas conductas, y como sabes, el amor te hace cambiar –Se encogió, antes de volver a frotarse la columna. Él también sintió el amor, también pensó en que ella prometía algo mejor, pero las cosas cambiaron.

Suspiró de nuevo, como si algo le molestase de todo ello. Y es que, aunque apasionantes, las relaciones humanas resultaban tan complicadas, tan molestas a veces. La miró a los ojos, azules los propios, hermosos castaños los de ella. Y ligeramente, le sonrió.

Kore de Galia, no arriesgues ese amor que le tienes por algo que, seguramente, ya no le enorgullece tanto a ese joven. Puedes no hacerme caso, pero sólo si quieres tenerlo en cuenta, debes saber que en ocasiones, aunque cueste, dejar el orgullo es lo mejor –No era común en él tanta cercanía al hablar, sin embargo, muchos peros llenaban esos hechos sobre su forma de mostrarse, todos en pro de ayudar. Negaría que era su vocación, aunque sus conocimientos sólo sirviesen para eso, siendo apoyo para sí mismo, o para el resto.

Mejor recuerda porqué te enamoraste de él, y si sigue teniendo todo eso, no dudo en pensar que se arreglarán pronto. Pero no te centres en desprestigiarlo para ti, menos si te duele. Todos los hombres y mujeres tienen derecho a tener más de un amor en la vida, aunque siempre habrá uno más fuerte que otro –Con respeto, le ordenó el cabello detrás de la oreja.

Espero no haber confundido más las cosas –Se alzó de hombros, metiéndose las manos a los bolsillos de la chaqueta, la misma que tuvo puesta el día en que despertó, aunque los pantalones y los interiores eran diferentes, incluso las botas, muy lustrosas, redondeadas en la punta, y con detalles pintados de dorado que le daban un aire señorial que nunca pensó que tendría.

¿Quieres que siga hablando o puedo retirarme a descansar? –En realidad, no quería volver a su cama, nunca más, seguro de que otro Grezialita, en el mejor de los casos, una bella ama de casa, tendría una más cómoda para compartir, sin ganas él de hacer nada, pero por el bien de sus vértebras, daría lo que fuese. Y era su pregunta, nada más que la intención de darle camino a ella para que se marchase si ya estaba aburrida de oírlo, porque a Józef no le afectaba quedarse o marcharse. Si Kore pedía la retirada, el vagaría un rato más.
avatar
Józef Maslow


Mensajes : 257
Fecha de inscripción : 20/07/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La curiosidad mata gatos, no galianas.

Mensaje por Kore la Bella el Jue Jul 26, 2012 12:42 am

En cuanto el humano comenzó con su lección sobre relaciones humanas Kore se sentó como indio en el suelo del pasillo, las piernas cruzadas y los codos clavados en los muslos haciéndoles de soporte a su rostro, el cual descansaba allí. Józef tenía la paciencia de un educador nato, utilizaba frases cortas, simples y de palabras accesibles. Si bien Kore era un muchacha muy curiosa y preguntona él le facilitaba muchas dudas con su vocabulario. Si tenía que decirlo en realidad Kore no sabía si ella estaba enamorada de Athos para redimirse, o porque él era la solución a lo que fuera, lo único que sabía era que inclso si pasaban eones alejados ella jamás amaría a otro hombre como lo amaba a él. ¿Podría Athos haberse decepcionado de ella o estaba enfurecido solamente porque le había dado acceso a Marduk donde a él lo había rechazado? Esa fue la primer duda mental que ella anotó que luego necesitaría preguntarle a su humano docente. Kore abrió a boca para preguntarlo pero al ver que la lección seguía decidió esperar un poco más. Józef siguió hablando haciendo que Kore siguiera evocando tanto a Athos como a Marduk. Si tenía que ser brutalmente honesta no sabía cuando se había enamorado perdida e irreversiblemente de Athos, solo recordaba que una vez cuando era muy pequeña y todavía sus padres vivían una sonrisa suya le había echo dar un brinco al corazón y eso había sido todo. Cuando Józef mencionó el tema del orgullo Kore bufó audiblemente, ese era el problema de Athos, porque si bien ella también tenía mucho orgullo lo hubiera pateado lejos si él se hubiera dispuesto a escucharla en lugar de intentar marcharse a donde alguna puta. La sola idea le hizo apretar la mandibula y desviarse por un instante de su lección. Kore negó para sí, retomando el hilo y dejando su mirada fija en la del humano.

- Oh por favor, continua..- dijo Kore con ese entusiasmo juvenil que tanto la caracterizaba sonriéndole a Józef, mostrándole el secreto a mil voces de su belleza- ¿Como puedo saber que él esta herido en el corazón y no es su orgullo masculino?- quiso saber, eso era lo que más lo desvelaba, una cosa era que él estuviera herido en su amor, lo cual los involucraba a ambos, y otra muy diferente, que él lo estuviera en su orgullo cosa que solo le confirmaba lo idiota que era Athos en ese caso- No digo que yo sienta amor por el tercero en discordia, pero sí un cariño pseudo fraterno llegado este punto, relación que me siento imposibilitada de romper porque una parte que yo desconocía de mi la había esperado fervientemente toda mi vida..- mientras más hablaba Kore más enredada se sentía y solo esperaba que el humano fuera mejor pensante que ella para desenredarla- Quiero mantener esa relación sin perder al otro hombre, quien es el dueño de mi corazón..- explicó, para no dejar duda alguna de lo que ella pretendía de todo eso. Casi un milagro.

El mechón de cabello que Józef le había pasado por detrás de la oreja se volvió a salir de su lugar haciendo que Kore suspirase y lo volviera a acomodar en el lugar que correspondía. La charla que estaba teniendo con el humano le recordaba a los discursos de su Patriarca, si bien no eran lo mismo tenían una claridad casi cristalina como los de Gellert. Al pensar en esto Kore le sonrió con suavidad al humano, cómoda con él y su compañía. Casi estaba segura de que sacaría mucho material útil de esa charla, no solo para su problema amoroso sino para la vida en general. Porque a pesar de que el Consejo la haya considerado un prodigio a Kore aún le faltaba mucho, muchísimo por aprender y experimentar. Y el consejo de un hombre así de sensato siempre era bienvenido en ella.
avatar
Kore la Bella


Mensajes : 379
Fecha de inscripción : 07/07/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La curiosidad mata gatos, no galianas.

Mensaje por Józef Maslow el Dom Jul 29, 2012 4:17 pm

Miró el techo sobre ellos, de piedra, algo agrietado, probablemente nada de lo que valiese si quiera la pena preocuparse. Era el mejor material, ¿No? Parecía fundido todo, una estructura que le arrebató de la charla por unos segundos, aunque sin llegar a perder el hilo, debió pensar cómo continuar, pues se jugó a sí mismo en contra, al recordar que el historial de su vida amorosa, aun cuando él era un esposo pacífico y respetuoso, lo había llevado a la corte, y le había quitado por un tiempo a su hija, hasta que las cosas volvieron a estar a su favor.

A menos que leas su mente –Retomó, sin ver su rostro ahora, acercándose a un pilar junto a ella para apoyarse en este y contemplar cualquier otra cosa.– Deberías preguntarle –Ahogó un bostezo. De a poco la fatiga lo recuperaba, y sentía deseos de irse a la cama, aunque fuese incómoda, cumplía con su función.– Un sujeto, que se llamaba Nietzche, dijo una vez que un insulto, por más grotesco que sea, dado a la cara, es más cortés que las palabras que se ocultan –Se hincó a su lado una vez más, luego de que su intento por ordenarle el cabello demostrase haber sido en vano.

Lo que tú quieres es el todo por la parte, Kore –Reflexionó luego, llegando a arrodillarse por un instante a su lado.– Si, ahora, sabes que ellos no se llevan, ni por asomo, bien, deberías saber qué te conviene. Y a menos que logres unirlos, tendrás que soportar lo que vives, de alguna manera –Podía darle muchas ideas, infinitas, pero no era su intención, resolverlo. Sólo pretendía, si es que en realidad debía esperar algo de todo ello, llevarla al pensamiento, a que pudiese encontrar la respuesta por sí misma.

Perdóname ahora, necesito irme a la cama –Se irguió, tendiéndole la mano para invitarla a ponerse de pie.

Otro día, si tenemos la suerte de vernos, puede que hablemos sobre lo que hayas hecho para solucionarlo, y aunque sea un cliché, la respuesta la tienes tú, no yo –Tal vez sí, tal vez él sí la tenía, la más práctica, la más acertada, pero… ¿La más satisfactoria? Esperó la despedida, de pie, mirándola a los ojos.

avatar
Józef Maslow


Mensajes : 257
Fecha de inscripción : 20/07/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La curiosidad mata gatos, no galianas.

Mensaje por Kore la Bella el Dom Jul 29, 2012 10:35 pm

Hablar con Athos siempre era muy difícil porque él siempre se comportaba como un idiota y eso terminaba exasperando a Kore haciendo que, a raíz de ello, siempre terminasen a escasos y peligrosos centímetros de matarse. ¿Nietzche? ¿Ese hombre sería tan inteligente como su amigo humano? Kore arrugó la nariz, pensando en que le pediría luego que le hablara del tal Nietzche. Józef se hincó a su lado, a lo que Kore sonrió complacida, le agradaba el hombre aquél, no era para nada como todos los demás grezialitas que había conocido. Era completamente fuera de serie. ¿Todo por la parte? Kore no comprendió eso del todo pero ese pensamiento fue apartado cuando él mencionó lo de unirlos a ambos, era una empresa muy difícil más no imposible. Kore consideraba fervientemente que Marduk, más allá de toda la pendejada que pudiera decir, tenía una salvación y no lo decía de las tinieblas sino que de sí mismo porque Marduk era su peor verdugo. Józef se irguió al tiempo que le decía que la dejaba porque estaba muy cansado, lo cual era entendible más allá de todas las preguntas que le dejaba a Kore en su tintero mental.

- Józef, has sido de mucha ayuda para mí y espero que aceptes no solamente esto..- dijo ella dejándole una pequeña bolsa de piel llena de bayas dulces que había conseguido esa tarde en el bosque- sino también el ser mi mentor, eres una persona muy brillante y me gustaría que lo fueras ya que me siento aún poco preparada para muchas cosas pero creo que con t u edificante charla podré afrontarlas..- finalizó, poniéndose de pie con su caballerosa ayuda.

Kore le sonrió una vez más a su humano acompañante y le dejó un casto y dulce beso en la mejilla antes de marcharse para dejarlo descansar en paz. Ella, por su cuenta tenía mucho en lo que pensar, mucho que poner en orden en su mente. Entre todo eso estaba salir de esa coraza de tristeza e ir a por Athos para que hablase con ella, no podía evadirla el resto de su vida. Su primer paso sería ese, ensayar un discurso y luego hacer que, de alguna manera, Athos lo oiga y comprenda. Amén.

- C e r r a d o -
avatar
Kore la Bella


Mensajes : 379
Fecha de inscripción : 07/07/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La curiosidad mata gatos, no galianas.

Mensaje por The Medieval World el Lun Ago 06, 2012 3:49 pm




¡Tema cerrado!


avatar
The Medieval World
Admin

Mensajes : 128
Fecha de inscripción : 06/08/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: La curiosidad mata gatos, no galianas.

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.